Equinoccio de primavera

Este año, en México la primavera se adelantó dos días. En lugar del 21 de marzo, el equinoccio arrancó ayer a las 23.14. Pero eso es un detalle: la fiesta será el martes, cuando los grandes sitios arqueológicos y centros ceremoniales mexicanos se llenen de gente -los más fanáticos se vestirán de blanco- que irá a cargarse de energía y a disfrutar de la arquitectura de precisión de los mayas.

Durante el equinoccio, el día y la noche tienen la misma duración. El sol está en el Ecuador e ilumina los dos hemisferios por la misma cantidad de tiempo. En el solsticio, en cambio, una es más larga que otra. La noche, en el solsticio de invierno, y el día en el de verano.

Teotihuacán en el DF, Monte Albán en Oaxaca, y el más emblemático para esta fecha: Chichén Itzá, en Yucatán. Hoy, mañana y algunos varios días más, al atardecer, se podrá ver una serpiente de luz sobre una escalinata de la pirámide de Kukulkán o El Castillo. Se forma por la proyeccción de la sombra de las plataformas de la pirámide sobre una escalinata.

Es el descenso simbólico de Kukulkán, el dios creador del universo. Comienza otro ciclo productivo y una nueva etapa para la vida.

Esta entrada fue publicada en A propósito de, Check in, Costumbres, Destinos, Especial México, Homenaje, Lí­neas aéreas, México. Guarda el enlace permanente.

1 respuesta a Equinoccio de primavera

  1. Maria dijo:

    «Comienza otro ciclo productivo y una nueva etapa para la vida»… Ojala esas palabras se hagan realidad y sea un resurgir para el pueblo mexicano, tan castigado ultimamente. Es un destino tan rico culturamente (el turismo es el tercer ingreso del pais) pero ultimamente se lo ve muy decaido por el temor de la gente a viajar a Mexico… es una pena. Muy buena nota !!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *